Joseph Robinnette Biden, más conocido como Joe Biden será el nuevo presidente de los Estados Unidos de Norteamerica, convirtiéndose en el 46 inquilino de la Casa Blanca, luego de que el Colegio Electoral lo declarará ganador de las elecciones ante Donald Trump.

Para sus fieles seguidores, los demócratas, la victoria de Biden es “El fin de la pesadilla Trump” y para los republicanos conservadores la victoria de Biden es “La llegada del Apocalipsis”, en ambos casos sin duda es el turno de Joe Biden de gobernar al país más poderoso del mundo.

Con la sobra de China por tomar el control político, económico y tecnológico, los Estados Unidos deberán de enfrentar primero el tema de la pandemia del Coronavirus para lo cual se habla ya de la vacunación masiva de millones de norteamericanos para tratar de frenar la mortandad.

A lo interno Biden recibe a un país dividido, donde se habla de temas netamente liberales y globales -sobre los conservadores- y que podrían cambiar radicalmente asuntos como: El aborto, matrimonios igualitarios, problemas raciales y asuntos migratorios. La cultura en los Estados Unidos cambiará dramáticamente en el asunto religioso y judicial buscando un nuevo orden mundial.

En el ámbito internacional habrá que esperar cuáles serán las políticas del nuevo presidente ante China, Rusia, Corea del Norte y especialmente en el Medio Oriente ante los movimientos de paz entre Israel y el mundo musulmán, que se iniciaron con Trump, los cuales podrían ser efímeros cumpliendo una era de falsa paz.

Israel ahora tendrá claro el panorama para los próximos años en torno a si tendrá la ayuda férrea de Los Estados Unidos, que tenía con Trump, o por si el contrario hay un cambio de dirección con los países musulmanes.

La hora de Biden llegó con la humanidad viviendo aún uno de los años más oscuros en toda la historia. El 2021 comienza desde ya con cambios radicales.

¡Dios bendiga América!